sábado, 13 de febrero de 2010

Secreto de la Felicidad


"Si me preguntaran por el secreto de la felicidad, diría que consiste en desentenderse de nosotros mismos, en negarse constantemente. He aquí un método eficaz para vencer el orgullo: matarlo de hambre. Mira, el orgullo es amor propio. Pues bien; el amor de Dios debe ser tan fuerte que anule por completo nuestro amor propio. San Agustín dice que existen en nosotros dos ciudades: la ciudad de Dios y la mía. Cuanto más crezca la primera más disminuirá la segunda. Un alma que viva de fe, bajo la mirada de Dios, que posea aquel ojo puro de que habla Cristo en el Evangelio (Mt. 6, 22) es decir, esa pureza de intención que sólo ve a Dios en todas las cosas, esa alma vivirá también en humildad y reconocerá los dones que ha recibido porque la humildad es la verdad. El alma nada se apropia.
Todo se lo atribuye a Dios como hacía la Santísima Virgen.
Coloca entonces tu miseria como María Magdalena a los pies del divino Maestro y suplicale que te libre de ella. ¡Le agrada tanto ver que un alma reconoce su fragilidad! En ese momento, como decía una gran santa, el abismo de la inmensidad de Dios se encuentra frente por frente del abismo de la nada de la criatura y Dios abraza esa nada.Querida, no es orgullo pensar que no te gusta la vida fácil. Pienso ciertamente que Dios quiere que tu vida se desarrolle en una atmósfera donde se respire aire divino.
Mira, me causan profunda compasión las almas que no saben vivir por encima de este mundo y de las cosas superficiales. Viven esclavizadas y quisiera decirles: Sacudid el yugo que os oprime. ¿Por qué no rompéis esos lazos que os tienen prisioneras y os sujetan a cosas que valen menos que vosotras?".
Sor isabel de la Trinidad

2 comentarios:

MARISELA dijo...

Hola hermana: me encantan las cartas y escritos de esta santa carmelita, es muy clara al explicar cosas difíciles y se le ve un amor muy grande por Dios. En una carta de ella me inspiré para explicarle a mi hermana pequeña la necesidad de la fe, era muy bella y clara.
Espero que estén pasando días muy activos con esto del aniversario de Santa Teresa. Rezo por todos los carmelitas.
Que tenga una frutífera Cuaresma.
Un abrazo de hermana en Jesús.

Yajaire de DIOS dijo...

Gracias Marisela por tu comentario que tengas una hermosa cuaresma en un encuentro profundo con quien sabemos nos ama tanto que se entrega en una Cruz por nosotros.
un abrazo
hna Yajaira